Empleocéntricos

“Es el empleocentrismo, estúpido”, podríamos decir parafraseando aquella famosa sentencia de “es la economía, estúpido” que con tanto éxito empleara Clinton en su campaña electoral a la Casa Blanca allá por el año 1992. Cuán errados estábamos al creer que éramos antropocentristas herederos de aquella centralidad humana surgida en el Renacimiento. No, el individuo ha sido desplazado del centro, de su ansiado cetro, que ha sido tomado sigilosa y progresivamente por el empleo.  Los seres humanos gravitamos ahora en su órbita y bailamos a su son. Todos, sin exclusión. Del rico al pobre, del empleador al empleado, nadie se libra de esa gravitación. Si buscamos la causa principal de nuestra zozobra, inquietud, incertidumbre y desorientación en este confinamiento involuntario e imprevisto no encontraremos una mejor que el empleocentrismo. Leer más “Empleocéntricos”

Hoy sale a la venta online el libro INSATISFICCIÓN

Hoy sale a la venta INSATISFICCIÓN en las librerías que mantienen la venta online. Tanto su título como mucho de su contenido parecen premonitorios de lo que hoy vivimos. Muchas de las necesidades que nos creamos son ficticias y apenas nos damos cuenta de ellas. Y todo hace que, siendo la sociedad con más abundancia de la historia, estemos más insatisfechos que nunca. Es un buen momento para explorar lo que nos provoca esa sensación, sus consecuencias y cómo superarlo. ¡Lee, reflexiona y resiste!

La distopía y la fragilidad

Distópicos y frágiles, así somos hoy. La distopía, aquél “mal lugar” que Tomás Moro contraponía a ese lugar ideal que representaba lo utópico, ha acampado entre nosotros. De la ciencia ficción a género en sí mismo y de género a realidad. La realidad confundida con la ficción y la ficción entreverada con la realidad. Alimentar el monstruo de esa confusión, eliminar las barreras y convertir todo en espectáculo, hacer de lo importante banal y de lo banal algo importante esconde en su interior el caos y la desconfianza. La distopía encuentra en esa confusión el terreno abonado para crecer y ramificarse. Lo que un día fue información hoy se convierte en propaganda, apenas distinguimos lo veraz de lo que no lo es, imaginamos poderes oscuros que nos dominan y ocultan información, nos sobre protegemos e hiper prevenimos porque todo es peligro en potencia, todo nos produce pavor. Nos sentimos en una vigilancia continua y flaquea nuestra idea de libertad, mientras caemos presa del histerismo y de la sobre reacción porque todo deviene en amenaza. Así es nuestro mundo hoy, así es nuestra sociedad distópica. Leer más “La distopía y la fragilidad”

El prefijo que nos define

Transfronterizo, transgénero, transhumanismo, transversalidad, transecologismo… El ‘trans’ como prefijo que se impone, que antecede a palabras que capitanean los nuevos tiempos. Un prefijo ‘trans’ entendido como aquello que atraviesa, que cruza las fronteras tradicionales, ya sean organizativas, geográficas, sociales o de nuestra propia existencia como seres humanos. Nuestra realidad es hoy más ‘trans’ que nunca. Las enfermedades no son de un país sino transnacionales, los migrantes, que ya son pueblos enteros, se expanden más allá de su frontera natural mientras las ideologías políticas y las instituciones clásicas de antaño se muestran incapaces de abarcar esos nuevos espacios que lo ‘trans’ ocupa. Leer más “El prefijo que nos define”

El peligro de dar las cosas por sentado

El ser humano necesita dar muchas cosas por hecho para poder sobrevivir y evolucionar. Fisiológicamente, nuestro cuerpo sería incapaz de subsistir, de producir toda la energía que demandaría estar repreguntándose de continuo por todo aquello que acontece y que nos rodea. Tampoco nuestra evolución sería posible si de permanente discutiéramos y replanteáramos cada aspecto de nuestra existencia. Avanzamos porque nos apoyamos en fundamentales que no discutimos, que forman una base sólida sobre la que ir edificando el futuro.

Ocurre a veces, sin embargo, que algunos axiomas y postulados que acompañaron a la humanidad durante siglos se discuten, y de esa controversia surgen nuevos preceptos que sustituyen a los anteriores y provocan un salto cuantitativo en nuestro progreso. Es ese equilibrio dinámico, a veces inestable, entre dar las cosas por sentado y la discusión y sustitución de algunas de ellas lo que genera el movimiento evolutivo de nuestras sociedades. Leer más “El peligro de dar las cosas por sentado”

De sometimiento y dominación

De las distintas y variadas pulsiones dinámicas que existen en el ser humano, una de las más recurrentes, y a veces más ocultas y desapercibidas es la dialéctica que se establece entre el sometimiento y la dominación. Nuestra vida es una búsqueda continuada del equilibrio entre estos dos extremos que se tocan y conviven en una tensión permanente. Nos sometemos a nuestros progenitores, a jefes, a empleos, a convenciones sociales, a poderes más o menos fácticos, a instituciones, a dioses, a creencias y a obsesiones. De forma consciente o no tanto, permitimos que un sinfín de fenómenos y circunstancias internas y externas a nosotros nos sometan. De igual manera, también nosotros ejercemos dominación sobre hijos, compañeros, amigos, familia y otros muchos aspectos de nuestra existencia. Leer más “De sometimiento y dominación”

Del gesto al descaro

Indisimulada y descarada. Así es la realidad de nuestros días, y así se nos muestra en todos los ámbitos y lugares, de lo social a lo político, de lo cultural a lo educacional. Hemos abandonado aquella política de gestos que tanto criticábamos a nuestros políticos, donde la forma ahogaba el fondo y el oportunismo a la robustez, para alcanzar un nuevo estadio, el del descaro y lo indisimulado. Leer más “Del gesto al descaro”