Deshacer y derribar es nuestra nueva rutina

Destejer lo tejido para volverlo a tejer, derribar lo construido para volverlo a levantar, deshacer lo hecho para volverlo a hacer. Desfigurar y disolver lo que fue o lo que era para crear un nuevo es. Romper con lo anterior es hoy la norma. Existe un extraño atractivo en destrozar lo que nos antevino, aquello que fue antes. Expiarnos y renovarnos son condiciones indisolubles a nuestra naturaleza. Acabar con lo anterior, extinguirlo, es el camino intuitivo y sencillo. Ya no existen los legados si no son para resaltar su aspecto negativo e inducirnos al cambio. El legado positivo, el respeto a lo que funcionó, a lo que estuvo bien hecho, no importa de dónde ni de quién viniera, es víctima y reo del ansia de novedad posmoderna.

Las rupturas con lo anterior, antaño puntuales, son hoy rutina. Vivimos en una eterna sensación de revolución estéril y superficial. La posteridad es una quimera y lo que importa es el hoy. Pero destruir legados compulsivamente es impedir la creación de un futuro. No hay futuro sin legados. El porvenir se construye sobre, no contra. Se edifica al lado de y no enfrente de. Deshacernos de nuestro legado es negar lo que somos, es un ejercicio de no aceptación que dificulta nuestra evolución. Sin legados no existen referencias, todo se convierte en subjetivo y opinable. Se rompen los consensos, se radicalizan opiniones y lo común se transmuta en lo particular. Si no hay legado, nos adentramos en el egoísmo, en el cada uno a lo suyo, en el hoy por mí y mañana por mí también. Destruir legados es destruirnos a nosotros mismos.

En una sociedad ya no líquida, sino vaporosa y gaseosa, no necesitamos nostalgia perniciosa ni presente carpe diem, sino respeto a lo común y a lo que estuvo para construir lo que estará.

 

Si te ha interesado este artículo y otros del blog elfactorpersona.com y quieres plantear alguna colaboración, puedes contactar en oscarfajar@gmail.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s